Datos personales

A veces hay que abrirse y enseñar el alma.

martes, 2 de julio de 2013

Podía estarse hablando horas y horas, sobre ella, sobre la vida, el tiempo, la moda, la fotografía pero había varias cosas que le hacían enmudecer como el Sol en diciembre, su canción favorita, sus manos sobre su espalda, las cerezas, el café caliente, los ojos verdes, el olor a vainilla o saberse el guión de una película. Podríamos decir que era todo lo que todos queremos y a la vez odiamos, estaba por encima de cualquier sentimiento mediocre, porque de verdad se planteaba el que no estaba aquí para ser una más.

1 comentarios:

la chica de la sonrisa rota dijo...

¡Nominada! http://tancercaquenorespire.blogspot.com.es/2013/07/nominacion-one-lovely-blog-award.html

Contact

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Clara. Con la tecnología de Blogger.

Seguidores